Perfección Dental
El arte de la odontologia

Prueba de biscocho o migajón

Al hablar de esta prueba yo prefiero hablar de prueba de porcelana ya que  el termino biscocho migajón es una connotación que se le daba a la porcelana cruda hace 50 años, después  el uso del vacío ya no mas; la porcelana cambio.
La prueba de porcelana nos permite los ajustes de altura y color. No el sellado cuando se envía un metal para poner porcelana el dentista da por sentado que el metal quedo bien y autoriza al laboratorio a colocar porcelana, invalidando así su garantía en el metal que en caso de un (aumentito) o repetición tendrá que cubrir el costo de la repetición de la porcelana.
Cuando la preparación está demasiado vestibularizada hay muchos cambios en el color en algunas partes es más obscuro que en otras no hay que olvidar que la porcelana es una especie de vidrio y que por ende el grosor afectara el resultado del croma, si el modelo es total permite al laboratorio hacer todos los ajustes oclusales, pero si el modelito es un parcialito con un dientito de cada lado se pierde todo, el laboratorio debe de adivinar el plano, la inclinación, si el paciente es prognata etc. entonces el dentista tendrá más trabajo, porque tendrá que realizar todos los ajustes en boca y muchas veces por la falta de pericia los fracturan o se estropea la anatomía, haciendo trabajar doble al técnico. En resumen un mal modelo hará perder tiempo dinero y esfuerzo al paciente al dentista y al laboratorio.
Por eso la propuesta de mejora es: modelos totales, una retracción perfecta y la preparación inmaculada, así el resultado será más beneficioso para todos  y el dentista no tendrá que modificar su agenda por estas cuestiones.
Anonymous

Anónimo

26 Dec 2012 - 05:07 pm

ujbuhj

Agregar un comentario

Tu nombre o Ingresar

Tu dirección de correo (no se mostrará)

Mensaje *

Ingrese este código para prevenir el spam *

© 2014 Perfección Dental